¿Qué es ser Caminante?

¿Qué es ser Caminante?

            Es bastante interesante y curioso que en la vida tengamos momentos para todo. Para conocerse a uno mismo, para conocer su entorno,

Tips Para Organizar Tu Trimestre
Una Caminata por Colombia
La Mística del Rover: Lo que hay que saber

 

          Es bastante interesante y curioso que en la vida tengamos momentos para todo. Para conocerse a uno mismo, para conocer su entorno, para enfocarnos en nuestras metas, etc.  Todos estos pasos sirven para, de alguna forma, poder subir los escalones hasta nuestra proyección final de vida y el movimiento Scout, claramente no es la excepción. Ser lobato para soñar y conocer el mundo, ser tropero para empezar a explorar ese mundo ¿Y luego qué pasa?

     Encontramos el camino, eso que nos va a dar nuestra verdadera identidad. Nos hará sentir lo que queremos ser, como queremos ser en esta vida para poder prepararnos y poder dar ese gran salto a lo que es afrontar ese gran juego que es nuestro proyecto de vida, el poder remar hacia nuestros sueños. Esa es la base previa que los jóvenes necesitamos, el poder tener ese descubrimiento interno y externo para poder seguir adelante. Todo se logra haciendo camino, dejando huellas, metiéndose de fondo en la aventura y desafiándose a uno mismo.

     Es algo muy lógico que para llegar a algo haya que pasar por pasos previos que nos llenaran de experiencia y virtudes para poder afrontar los máximos retos. Para correr, hay que caminar, para caminar, hay que ponerse de pie, para ponerse de pie hay que gatear. Y así con todas las cosas que hacemos en esta vida.  Ser caminante es hacer camino, recorrerlo, hacerlo único para con uno mismo y para las personas con las cuales se comparte la aventura, quienes a la vez son parte del entorno externo que nosotros compartimos.

     El camino es largo y está lleno de peligros. Nos encontraremos con cosas que nos harán mal y otras que nos llenaran para bien, todo es parte de la experiencia que uno irá adquiriendo y que nos formará como personas. Esa gran identidad aparecerá y será nuestra como base a la hora de terminar el camino. Y la cual llevaremos con orgullo pudiendo finalmente saber quién somos a la hora de llegar a la canoa y poder enfrentar a ese gran río de aguas turbias.


“Caminante no hay camino; se hace camino al andar…”


 Nicolás Quevedo

nquevedo@fogonvirtualscout.com

 

COMMENTS