En Tu Bolso, Siempre Habrá Espacio ParaTodo

En Tu Bolso, Siempre Habrá Espacio ParaTodo

Cómo Armar un Morral Básico de Campamento
Cocinas Para Tú Campamento
Cómo Mantener tu Carpa Siempre Lista

Como scouts, nuestros bolsos son parte esencial de nuestra vida de campamento y, aunque estos no son hoyos negros sin fondo (Aunque a veces pareciera que sí), si es posible meter todo lo que haya que llevar y un poquito más, sin ser tragado por nuestro bolso en el intento.

Por ello, vengo con algunos consejos sobre cómo acomodar el bolso a la hora de un campamento, que te sacarán de apuros y más si te avisan un día antes que te vas de viaje.

I.- Es súper importante que llevemos una lista sobre los utensilios y cosas que vamos a llevar y asegurarnos que no nos falte nada (Aunque, como dije en una nota anterior, siempre se te quedara algo, es ley de la naturaleza), para así estar organizados.

II.- Tu bolso debe ser lo más liviano posible. Un bolso demasiado pesado hará sentirnos cansados al poco tiempo de comenzar nuestra larga caminata, esto hará que te salga una joroba más pronunciada que la del Jorobado de Notre dame. Se estima que nuestro bolso debe pesar no más de un 20% de nuestro peso corporal. Ejemplo: Si pesamos 70 kg., el bolso no debería pesar más de 14 kg. Por tal motivo es que tienes que hacer la lista, y evitar que te lleves 5 kilos demás sin darte cuenta.

III.- Clasifica lo que vas a llevar en categorías, como carpas, sleeping, cocinilla (Si te atreves a cargar con algo así en tu bolso), comida, ropa de abrigo (Si vas a los Andes este apartado es primordial), ropa de uso diario, limpieza, varios (Cámara de foto, pilas, cargador, mapas, etc.). Una vez clasificado, coloca lo necesario dentro de bolsas plásticas (Idealmente transparentes, para poder ver lo que cada una contiene y que no tengas que sacarlas para ver qué demonios hay adentro porque no te acuerdas que pusiste).

IV.- Y no menos importante debe ser la distribución de las cosas en el bolso, porque, aunque nuestro bolso parezca un hoyo negro sin fondo, sin un orden todo será sumamente desastroso, recomiendo algunas cosas como estas:

Coloca en la parte inferior del bolso el sleeping y parte de ropa (Elementos livianos).

Luego cerca de la espalda las cosas pesadas. Normalmente lo más pesado suele ser la comida y elementos de cocina (Ollas y esas cosas). Luego colocamos la carpa o parte de la carpa que nos corresponda llevar (No soy muy partidario de llevar la carpa fuera del bolso, prefiero si es posible llevarla dentro, ya que pasa muchas veces que por distraídos la podemos dejar botada y ahí entra la crisis).

Por último completamos el armado con el resto de la ropa. Dejando más a mano la ropa que posiblemente vayamos a utilizar pronto.

V.- Nos queda por colocar los elementos frágiles, delicados y pequeños, como cámaras, celular (Nunca se te ocurra llevarlo en los bolsillos porque puede ser fatal a la hora de cruzar un río), etc. Estos deben ir en el bolsillo superior o bolsillos laterales, tratando de cubrirlos con algo (Lo que sea que evite que se mojen) para amortiguar cualquier golpe o lluvia. No olvides llevar tu botiquín de primeros auxilios y guardarlo a mano.

VI.- Confirmado que estamos cómodos con el peso del bolso para la caminata, ajustamos las correas de ajuste y altura del espaldar a nuestra comodidad.

VII.- Trata de dejar siempre algo de lugar en tu bolso, para guardar lo que llevas puesto y llevarte algún que otro recuerdo o regalo que puedas comprar durante el viaje. Además, a medida que pasan los días, tu bolso comenzará a desordenarse al punto en que nada cabra dentro si no eres organizado.

Si sigues estos consejos a conveniencia, deberías tener todo listo para que todo entre dentro del bolso, aunque claro, siempre habrá algo que queramos llevarnos y por más que queramos no cabrá o simplemente se nos olvidará.

Nunca olvides ¡Un bolso siempre listo es reflejo de su dueño!


Samuel Colina

Scolina@fogonvirtualscout.com

COMMENTS