¿Cómo nació?

Surgió el año pasado en el primer entrenamiento de liderazgo venezolano por parte de un grupo de
jóvenes. Actualmente el equipo ha crecido, siendo ya trece rovers y tres scouters, además de contar
con intérpretes y miembros de la comunidad sorda. Cada una de las personas que integran el equipo
es de una región distinta del país.

En-señas tiene como objetivo promover el aprendizaje que conlleva la cultura sorda y la lengua de
señas venezolana (LSV). El proyecto está diseñado para ser replicado tanto por cada miembro de
Scouts de Venezuela, como por la comunidad en general. Cuentan con la visión de que su proyecto
sea replicado y adaptado según las necesidades y la lengua de signos de cada país.

Mensajeros de la paz

El mismo se encuentra enmarcado en el programa mundial Mensajeros de la Paz ya que promueve
la lengua de señas. A través de la lengua de señas, se pueden generar espacios de diálogo,
generando un impacto positivo en el movimiento scout.

Ejecución del proyecto

Dentro del esquema de En-señas, podemos encontrar dos modos de ejecución:

  1. Una instancia presencial en la cual hay un contacto directo con la comunidad sorda, los scouts y no scouts. Tuvieron la oportunidad de desarrollar una prueba piloto a principios de año, la cual tuvo muy buena receptividad e interés.
  1. Tuvieron que adaptarse a la contingencia, por eso desarrollaron una modalidad virtual a
    través de su Facebook. Allí se pueden encontrar infografías videos, retos, y próximamente
    contenido audiovisual en Lengua de Señas venezolana.

Hace bastante que la asociación Scouts de Venezuela apuesta a la diversidad y la inclusión de todas
las personas en el escultismo. Por eso desde el equipo que creó el proyecto, creyeron que no tenía
por qué ser una limitación el lenguaje. Por eso creen que los scouts, particularmente los rovers
deben crear puentes para ayudar a la comunidad sorda.

Siempre Listo

Giuliano Tavella